El Sometimiento disciplinario en el porno amateur

No muchos conocen de culioneros lo que es verdaderamente el sexo con disciplina, que dicho sea de paso, puede resultar bastante placentero, así algunos lo consideran una aberración. En el porno amateur, podemos conocer del tema con una gran dosis de realismo también en http://ipornogratisx.xxx/.

El porno casero con disciplina puede ser bastante divertido y sensual

disciplina sexualComo es apenas obvio, en los videos profesionales, que muestran una supuesta disciplina, no hay tal. Ningún actor o actriz porno se va a someter a un castigo rígido, sin desearlo.

Y decimos que “sin desearlo” porque, precisamente, se trata de una actuación y, como tal, no es el mejor momento para sentir dolor de verdad o, lo que es lo mismo, dolor real.

Ahora, en el porno amateur el castigo si es, verdaderamente, rígido, al tiempo que el dolor/placer que siente “la víctima” también lo es.

Y, ni qué decir de los instrumentos de tortura que podemos ver en este tipo de videos. Si se trata, o no, de depravación, pues bienvenida sea, porque no hay nada más excitante que someter a la pareja en la cama.

En la cama o, si se prefiere, en un escenario (no en el sentido artístico) un poco más tosco, para que el azote (o el medio disciplinario del que se trate), sea más cruel aún.

A este último respecto, hemos tenido la estupenda oportunidad de ver “videos caseros disciplinarios” en establos, en camillas especialmente acondicionadas para atar a la víctima, sin que tenga posibilidad alguna de escapar al castigo y muchos otros más.

Grilletes, látigos, máscaras, sogas y mucho más, en los videos porno amateur

engrilletadoInstrumentos de castigo, son muchos los que podemos encontrar en el mercado, siendo, algunos de ellos, más benévolos, al tiempo que otros son más crueles.

Lo afortunado de los videos caseros, a propósito de este tema disciplinario, es que podemos ver de todo y con sangre, incluso, que es sangre real, justo es aclararlo, y no tintes ni nada que se parezca.

Además y como no fuese suficiente ya con tanta maravilla, en muchos de esos videos podemos ver instrumentos drásticos, eso sí, pero improvisados por las mismas personas que participan en ellos.

Alambres de púas, tablas de las que sirven para sostener las camas e, incluso, elementos variados para someter a la víctima sexual a una asfixia parcial, eso sí, son varios de los instrumentos de “tortura placentera”, que podemos hallar en los videos de porno amateur.

Para completar este maravilloso panorama, tenemos algunos sitios porno, en los que las torturas son, incluso, colectivas, para que disfrutemos de un dinamismo bastante interesante.

Disfrutar, por ejemplo, de un video en el que una mujer es atada a una silla por un hombre y, simultáneamente, flagelada por otro varón o, incluso, por otra mujer, resulta de lo más excitante y sensual, para las mentes pervertidas que disfrutan del sexo disciplinante.

Pero, eso sí, todo ello dentro de un entorno absolutamente natural, real, crudo, cruento y cruel, como debe ser cuando hablamos de rigidez en el sexo.

La sexualidad debe ser variada, como variados son los gustos y las perversiones de todas las personas del mundo entero, que asumen la sexualidad de maneras muy diferentes y hasta extrañas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *